Internacionales

Récord de longevidad: “Llegué a los 123 años por no tener sexo ni comer picantes”

Swami Sivananda, un viejo monje indio, causó revuelo en el aeropuerto de Abu Dhabi cuando mostró su pasaporte. Y contó las claves para llegar a esa edad.

Un pasajero causó revuelo entre los oficiales de inmigración en el Aeropuerto Internacional de Abu Dhabi después de mostrar su pasaporte donde demostraba tener 123 años. Y reveló los secretos sobre su longevidad.

Swami Sivananda nació en 1896 en la ciudad de Kolkata, en el estado de Bengala Occidental, India. Y llegó a esta edad, según él, porque “no practico el sexo, no como picantes y hago yoga a diario”.

Swami Sivananda nació en 1896 en la ciudad de Kolkata, en el estado de Bengala Occidental, India

Las autoridades de pasaportes de la India confirmaron la edad de Sivananda en un registro del templo, el único registro que muchos indios, incluso décadas más jóvenes, tienen de su fecha de nacimiento.

Sivananda, de la ciudad sagrada de Varanasi, creció en la pobreza extrema y decidió convertirse en monje: “Llevo una vida simple y disciplinada. Como muy simple, solo alimentos hervidos sin aceite o especias. Especialmente arroz y daal hervido (guiso de lentejas). Y luego realizo una sesión de yoga de dos horas”.

Con 1,58 metros de altura, Sivananda duerme sobre una estera en el piso y usa una losa de madera como almohada.

“Evito tomar leche o frutas porque creo que estos son alimentos sofisticados. En mi infancia dormí muchos días con el estómago vacío”, dijo.

Sivananda dice que no se había presentado previamente para reclamar el registro de ser la persona viva más anciana, porque no buscó publicidad, pero sus seguidores finalmente lo persuadieron para que presentara una solicitud.

El hombre perdió a sus padres antes de cumplir los seis años y sus familiares lo entregaron a un gurú espiritual, con quien viajó por toda la India antes de establecerse en Varanasi.

En forma y sin complicaciones médicas, vive de forma independiente e incluso viaja solo en los trenes.

Sivananda, quien nació en la India de la era colonial, sin electricidad, automóviles o teléfonos, dice que no le entusiasma la nueva tecnología y prefiere estar solo.

“Las personas anteriores estaban contentas con menos cosas. Hoy en día las personas son infelices, insalubres y se han vuelto deshonestas, lo que me duele mucho ”, dijo.

“Solo quiero que las personas sean felices, saludables y pacíficas”.

fuente:clarin

Palabras claves

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close
Close