Internacionales

WhatsApp vuelve a modificar su política de privacidad

Durante las próximas semanas aparecerá un banner sobre el listado de chats con todos los detalles sobre los cambios llevados a cabo en las condiciones.

Luego del “éxodo” sufrido por la empresa de servicio de mensajería WhatsApp por parte de millones de usuarios a aplicaciones como Telegram o Signal, la empresa decidió modificar su política de privacidad y evitar lo ocurrido semanas atrás.

Todo empezó el pasado 8 de enero cuando la app sufrió una modificación en su política de Condiciones y Privacidad que supone la compartición de datos con Facebook. Lo cierto es que si no acepta que sus datos de WhatsApp sean compartidos con la red social de Facebook, no podrá seguir usando WhatsApp. Hay que tener en cuenta que la app recopila datos de usted cada vez que la usa, y potencialmente son estos los que pasarían de WhatsApp a Facebook.

Y es que el tono también tiene su importancia, porque Facebook no le da a elegir, sino que impone: o lo acepta, o la única alternativa que la red social brinda es que de de baja su cuenta de WhatsApp. A partir de aquí, personalidades como Elon Musk aconsejaron que borre ya su WhatsApp y se pase a otras apps como Signal, mucho más segura y sin la sombra de Facebook por alrededor.

¿Condiciones mal explicadas?
Días después, la propia Facebook se defendió señalando que esta compartición de datos solo sería recopilada de aquellos chats o información compartida con aquellas compañías o empresas que utilicen WhatsApp Business.

Básicamente, la compañía quiere dejar claro que en ningún momento se van a registrar nuestras llamadas o mensajes privados, ni que va a compartir este tipo de información con Facebook. Únicamente recogerá cierta información de las comunicaciones con empresas a través de WhatsApp Business con el único fin de mostrar publicidad relacionada o personalizada.

Nuevas Condiciones y Privacidad

En un comunicado en su blog oficial, WhatsApp ha querido “aclarar cualquier confusión” tras lo sucedido. Y por ello, durante las próximas semanas le aparecerá un banner sobre el listado de chats cuando abras WhatsApp, con un enlace en el que la aplicación le informará de todos los detalles sobre los cambios llevados a cabo sobre su nueva política de Condiciones y Privacidad. Y “después de un tiempo -que no aclaran exactamente- comenzaremos a recordarles a los usuarios que revisen y acepten estas actualizaciones para seguir usando WhatsApp”.

Otro punto en el que el comunicado quiere incidir es en el hecho de que WhatsApp no le cobra a los usuarios: “Cada día millones de personas eligen comunicarse por WhatsApp con empresas porque es más fácil que llamarlas por teléfono o intercambiar mensajes por correo electrónico. Les cobramos a las empresas (no a los usuarios) por usar WhatsApp para brindar ese servicio al cliente. Algunas funciones de compras están integradas con Facebook a fin de que las empresas puedan administrar sus inventarios a través de las aplicaciones. Esto se indica directamente en WhatsApp para que las personas puedan elegir si desean comunicarse con las empresas o no”.

Éxodo a otras apps

También quisieron tratar el éxodo a otras apps, y de hecho en el comunicado le tiran un “palo por elevación” a Telegram señalando que “si una aplicación no ofrece el cifrado de extremo a extremo de manera predeterminada, eso significa que los mensajes pueden ser leídos por terceros”, ya que Telegram sólo cifra los chats secretos, no los normales.

Y es que esa mala explicación inicial de las nuevas condiciones de servicios de WhatsApp provocó una respuesta social, y que muchos usuarios lo pensaran mejor y decidieran irse de la app hacia otras. Un éxodo tan grande que obligó a WhatsApp a retrasar al 15 de mayo la aceptación de los nuevos servicios, y a realizar una campaña de control de daños para explicar a los usuarios los cambios que estaban realizando.

Sólo en las tres primeras semanas de enero, la aplicación Signal ha ganado 7,5 millones de usuarios en todo el mundo, según las cifras compartidas por la comisión de asuntos de interior del Parlamento británico, y Telegram ha ganado nada menos que 25 millones de nuevos usuarios.

Fuente: Crónica

Palabras claves

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close
Close