La reunión del SIMU fue el martes. Abren la discusión por un pedido de aumento del boleto. Se abordó tam­bién la situación con la UTA.

Después de siete meses del último encuentro, ocu­rrido en el mes de enero de este año, el organismo en­cargado del transporte, el Sistema Integrado de Movi­lidad Urbana (Simu) volvió a reunirse. La convocatoria se realizó el martes pasado y fueron abordadas diversas cuestiones del servicio de colectivos de la ciudad.

En tanto, los choferes amenazan con convocar a un paro el próximo miér­coles, en caso de que las empresas no abonen los sa­larios de agosto con el 20% de aumento. El martes de la semana próxima definirán la convocatoria a la medida de fuerza.

Este viernes vence el pla­zo de 10 días para llegar a un acuerdo entre los em­presarios del transporte y los choferes por la apertura del procedimiento preven­tivo de crisis y hasta el mo­mento no se logró acercar posiciones. Ésta fue una de las cuestiones analizadas por el Simu. En ese sentido, la UTA presentó la nueva escala salarial vigente re­troactiva al 1 de junio.

El Simu está compues­to por representantes del Ejecutivo Municipal, el Concejo Deliberante, la Unión Tranviarios Automo­tor (UTA) y la Cámara del Transporte Urbano (Cetuc). En el encuentro se habló acerca de la posibilidad de una escala salarial diferen­ciada, teniendo en cuenta que el poder adquisitivo y los sueldos de la provincia son bajos en comparación con otras jurisdicciones. Pero la cuestión fue recha­zada por el sector de los tra­bajadores.

Para ellos rige el Conve­nio Colectivo de Trabajo y este año, por primera vez, lograron que se aplique en la provincia. El mismo es­tablece un incremento sa­larial del 20 por ciento, más un bono de 16 mil pesos. Debido a la difícil situación, los colectiveros aceptaron la propuesta empresarial del pago del aguinaldo en dos cuotas (la primera ya fue abonada). Sin embargo, rechazan la posibilidad de suspensión de trabajadores o reducción de carga hora­ria, que fueron solicitadas por el sector empresarial en la Subsecretaría de Trabajo de la Provincia, en el marco del procedimiento preventi­vo de crisis solicitado.

En el Simu, los empresa­rios presentaron una plani­lla con la actualización de costos del transporte, lo que abre el planteo para un pe­dido de aumento del boleto. De todas formas, señalaron que se registró una caída de la actividad, sumada al au­mento salarial de los traba­jadores, la quita del subsi­dio nacional y los subsidios provinciales y municipales -que reemplazaron a los na­cionales- que no alcanzan para cubrir los costos y tie­nen un déficit mensual de 33 millones de pesos. Otras de las cuestiones discutidas en la reunión versaron so­bre el servicio, como la falta de frecuencia y revisión de recorridos para mejora de la prestación. También el esta­do de la Sube

Fuente: Diario Norte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.