Padres y tutores denunciaron que vecinos del barrio Bañado Norte arrojan residuos a metros de un establecimiento educativo.

Por calle 25 de mayo y Colombia funciona el colegio Sagrado Corazón de Jesús de las Hermanas Dominicas de San José. En la esquina, a pocos metros, existe un basural, que a pesar de existir un cartel de prohibición, los vecinos hacen caso omiso y arrojan residuos.

Imagen de Internet de escuela Sagrado Corazón de Jesús

Uno de los tutores contó a Equipo de Noticias que es una constante de todos los días, “a las 7.30 traigo a mi hijo, el camión municipal pasa todos los días, de lunes a viernes, junta toda la basura, los muchachos bajan, barren, juntan con palas, limpian, pero dura media hora, regreso a las 11.30 y está todo el basural”.

Mencionó que la gente arroja sus basuras, los carros dejan ramas, bolsas y “es una falta de conciencia de la gente. Los chicos pasan todos los días por el lugar, el olor es muy fuerte, no es un problema de la municipalidad”.

Si bien en el lugar hay un cartel que dice prohibido arrojar basura, pero nadie hace caso. “Nos preocupa porque traemos a la escuela a nuestros chicos bien cambiaditos, limpios y nos encontramos con un basural que tenemos que pasar por el medio, aguantando los olores. Los perros que desparraman todo por la vereda de la escuela y es tremendo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.