El mediocampista “xeneize” inició una ola de celebraciones realizando los ataques de los distintos personajes de la famosa serie japonesa

“Son de Dragon Ball. Fueron por mi nene, que me pide hacer esos festejos. Si Dios quiere y sigo metiéndola, voy a poder seguir dedicándole goles”.

Con esa frase, Eduardo Salvio avisó que durante este 2020 todos sus goles tendrán una particularidad que lo vinculará con la famosa serie japonesa de dibujos animados.

En la victoria por 3 a 0 ante Independiente Medellín de Colombia en La Bombonera el ex Lanús, Atlético Madrid y Benfica se despachó con dos conquistas y, por supuesto, sus celebraciones fueron furor en las redes sociales.

En esta oportunidad, levantó los brazos y juntó las palmas de las manos en la frente para emular el Masenko, el ataque que realiza el personaje de Gohan.

En el segundo tuvo una participación especial, la de Julio Buffarini. Juntos realizaron la Fusión, acción que suele tener como protagonistas a Goku y Vegeta o Goten con Trunks. Después del partido, el Toto reconoció que esta celebración ya la tenía pensada con el cordobés desde el partido pasado con Gimnasia y Esgrima La Plata.

Ellos no son los primeros futbolistas que hacen una especie de recreación de este famoso ataque de Dragon Ball. Por ejemplo, cuando compartían plantel en el Atlanta United, el paraguayo Miguel Almirón lo hacía con el venezolano Josef Martínez.

El primero de los festejos de Salvio que llamó la atención fue la Genki-dama (también conocida como la Bomba de Energía), una técnica de combate muy poderosa utilizada por Goku, el principal personaje de la serie animada.

El segundo en salir a escena fue el Bing Bang de Vegeta, quien extiende su brazo, abre la palma de su mano y posiciona sus dedos hacia arriba para cargar y disparar también una esfera de energía. También tuvieron su aparición el Kame Hame Ha y la Teletransportación.

Vale destacar la serie desembarcó en argentina en 1994 y aún se puede ver por un canal de cable.

 

LA REPERCUSIÓN EN LAS REDES SOCIALES: 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.