En medio de la pandemia del coronavirus,un hecho llamativo se registró en un edificio de la ciudad de Corrientes donde el estigma y desinformación juegan un papel en contra.

Esta mañana, un mensaje anónimo apareció pegado en el ascensor del edificio “2 de Abril”, por avenida Pujol 2358 de la capital correntina, donde viven un enfermero, una técnica en laboratorio y una técnica en diagnóstico por imágenes.

“Vecinos que trabajen en sanidad no queremos”,  fue la frase escrita en una hoja y pagada en un lugar visible del lugar.  Un hecho que sin dudas, indigna.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *