El trágico hecho ocurrió en la ciudad de Goya alrededor de las 14:30 horas. Un motorhome se encontraba estacionado en en calle Ejercito Argentino casi José María Soto. El niño de 11 años sacó la cabeza por la ventanilla y golpeó contra la rama de un árbol.

 

El rodado era utilizado como vivienda de una familia de la comunidad gitana.

Intervinieron, personal policial de la comisaria Primera, el fiscal Patricio Palizá. Además trabajaron Peritos dependientes de la URII.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.