Se realizó una encuesta online y abierta a la PyMES correntinas en el sitio: www.apicc.org.ar para conocer la situación actual y estimar un posible escenario para el mes de mayo con el objetivo de gestionar junto con las autoridades las posibles soluciones para el sector mayormente afectado por la emergencia sanitaria y el aislamiento social.

Los datos recabados hasta ahora, dan cuenta que más del 60% de ellos están cerrados y cerca del 50% de los mismos indicó que han afrontado los sueldos de sus empleados de forma parcial. Mientras que sólo el 36% ha podido cumplir con los sueldos en su totalidad y un 16% manifestó directamente no haber podido abonarlos.

Los principales datos arrojados

Asimismo, más del 70% de los comercios no ha accedido aún a las líneas de financiamiento promovidas tanto desde la Nación como desde la Provincia. Al respecto, el 25% de los comerciantes consultados han manifestado no haber podido gestionar con los bancos esas líneas de crédito.

Entre las preocupaciones que han transmitido los comerciantes, se destacan la imposibilidad de hacer frente a los compromisos siendo que sus negocios no están operando en estos momentos (en la mayoría de los casos) y algunos temen por la continuidad de los mismos y vislumbran la posibilidad del cierre de no encontrarse una pronta solución.

Otro punto clave que manifestaron es la imperiosa necesidad de alivianar las cargas patronales, y la cooperación del Estado en la aplicación de medidas críticas, por ejemplo exención de impuestos como el IVA, una reducción de las tarifas eléctricas, entre otras.

Turismo y servicios, los rubros más castigados.

Respecto al rubro en que se desempeñan los encuestados, “un 25% corresponde al comercio por menor, el 11% al sector de turismo, en tanto el resto está muy atomizado, pero se destacan: alimentos, construcción, inmobiliaria, salud, eventos, hotelería, entre otros.

Ciertamente los rubros cuyas actividades hoy no pueden operar debido a que nos están considerados como ·”actividad esencial” son aquellos que más están sintiendo el impacto de la suspensión de sus actividades, como el sector del turismo y el sector de servicios en general.

Fuente: Momarandú

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *