Alumnos de sexto año segunda división del Colegio Secundario “Dr. Eloy M. Ortega” solicitaron autorización a los directivos y reciclaron unas mesas rotas y en desuso que se estaban acumulando en el patio  y los transformaron en andadores para personas con problemas de movilidad.

Trabajaron durante las vacaciones y con ayuda de familiares consiguieron excelentes resultados. Los alumnos tienen pensados donar éstos andadores.

El profesor de Microemprendimiento, Guillermo Castillo destacó la nobleza de los estudiantes ante el desafío de convertir pupitres rotos y en desuso para ayudar a aquellos que tenga problemas de movilidad. “Vieron sillas y mesas rotos que se apilaban en un rincón y decidieron reutilizarlos para hacer un bien”, expresó el docente.

Además contó que el proyecto lo iniciaron durante las vacaciones y contaron con la ayuda de sus padres “quienes brindaron sus predisposición cortando, lijando y pintado para ayudar a sus hijos”.
También hicieron (con otros materiales reciclados) unos títeres qué llevarán al Jardín de Infantes del barrio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.