El profesional de la salud ayuda a las personas hospitalizadas a sentirse mejor tocando su guitarra y entonando canciones.

Un enfermero, que trabaja en el Sanatorio Adventista del Plata del municipio de Libertador San Martín, en la provincia de Entre Ríos. Lleva un poco de alegría y esperanza al centro: le canta a los pacientes para aliviarles el dolor por sus enfermedades.

Gustavo Simón, contó que comenzó como camillero y cuando terminó la carrera, decidió dedicarse a la enfermería por completo. Ahora ya lleva 17 años ejerciendo su vocación en el hospital.

Simón disfruta mucho el cantar, y descubrió que hay un vínculo entre el arte de la música y el proceso de recuperación. “A los pacientes les cambia la cara, les alivia el dolor”, manifestó en conversación con Todo noticias y La gente.

El especialista contrajo matrimonio y tiene un hijo de tres años. Cabe precisar que en el recinto donde labora hay una persona portadora de coronavirus, pero él no mantiene contacto con el infectado. Igualmente agradece los aplausos de las 9.00 p. m. que se registran en todo el país.

Gustavo trató durante dos semanas a dos adultos de la tercera edad que compartieron el cuarto. Virginia, la nieta de uno de ellos fue la que compartió la grabación, donde el enfermero les canta “Zamba de mi Esperanza”, causando una tierna emoción en los presentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *