Se esperan los resultados de la au­topsia. La madre de la menor tendría antecedentes de violencia con otros dos hijos.

La Justicia investiga la muerte de una niña de seis meses ocurrida en la locali­dad de San Antonio de Isla Apipé Grande. Se esperan los resultados de la autop­sia.

Medios locales dejaron trascender una sospecha de que la menor habría sido golpeada por su pro­genitora, quien declaró que ya la habría encontra­do muerta, y quien tendría antecedentes de maltratos hacia sus otros hijos, lo que ya habría sido denunciado por sus vecinos.

La Policía informó que se tomó conocimiento del hecho el martes a la tarde a las 18 aproximadamente, en una vivienda del mu­nicipio de San Antonio de Apipé, donde se produjo el deceso de una menor de 180 días de vida.

Cuando los agentes fueron hasta la vivienda de la familia Jiménez, en­contraron a la pequeña ya sin vida.

Siguiendo los protoco­los de actuación, se hi­cieron los peritajes y se trasladó el cuerpo para la autopsia para constatar las causales de la muerte, pero según el médico que la exa­minó no se habría podido determinar las causas.

Una publicación de Itu­zaingó Noticias señala que la madre de la criatura vive sola con sus tres hijos, que tendría antecedentes de violencia contra los mis­mos y que la muerte se habría producido a causa de golpes que le habría in­fligido. La mujer habría de­clarado que fue a trabajar y que cuando llegó encontró a su hija muerta.

El trascendido no pudo ser confirmado por ningu­na fuente policial consul­tada por este medio, pero se encuentran a la espera de los resultados de la au­topsia.

El caso fue caratulado de oficio como “muerte dudo­sa” y en las últimas horas se tomó declaración a los ve­cinos y se hace un estudio ambiental, lo que va a ser incorporado a la causa.

Las actuaciones su­mariales están a cargo de la Comisaría de San Antonio de la Isla Apipé Grande por cuestiones de jurisdicción.

Fuente: Diario Norte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.