Marcela Campagnoli, Diputada Nacional por CC Ari y Gabriela Gauna, precandidata a Diputada Nacional por la lista Defensores del Cambio, visitaron los estudios de SQN para explicar por qué es importante que la ciudadanía participe de la vida política. Alentaron a hacerlo a través del voto o mediante manifestaciones como marchas, intervenciones en redes sociales u otras formas de expresión.

Marcela Campagnoli es autora de uno de los últimos proyectos de la denominada “ficha limpia”, que implica que personas condenadas en dos instancias no puedan postularse a ningún cargo electivo. “Es la ley que impidió en Brasil que Lula pueda ser candidato a Presidente”, explicó, y señaló que el objetivo que persigue con este proyecto es “que además de personas sean idóneas para los cargos, también sean probas, es decir, que elevamos la vara de la calidad de representantes que buscamos”.

Según explicó, existen actualmente tres proyectos similares: el de ella, uno de la diputada Silvia Lospenatto y uno de Elisa Carrió, que difieren más que nada en cuestiones técnicas. “Tenemos el compromiso de que van a comenzar a tratarse en la reunión de la Comisión de Asuntos Constitucionales del 5 de agosto, para evitar que se interprete que se persiguió algún fin en cuanto al armado de las listas para estas elecciones”, dijo.

El hecho de que uno de los proyectos lleve sin ser tratado cerca de dos años y el de ella lo vaya a ser a poco de ser presentado habla, según explicó, del nivel de interés que consiguieron que la gente manifestara. “Iniciamos una campaña en redes para recolectar firmas a través de Change.org. Llevamos 230.000 firmas, lo que nos motivó a hacer la entrega simbólica de esas firmas, lo que nos permitió conseguir el compromiso de tratamiento”, expresó. “Es un avance, y muestra a la gente que participa en las redes que es importante la participación ciudadana. Y que tiene muchos canales para participar: las redes, las marchas, los cacerolazos, el voto. Es importante que en la sociedad nos manifestemos porque la participación ciudadana tiene mucho que ofrecer y ha logrado muchas vece frenar actitudes del ejecutivo en distintos gobiernos y muchas veces ha impulsado muchas cosas como esta”.

Gabriela Gauna explicó que la función de las PASO es, precisamente, acentuar la participación. “Cada lista tiene precandidatos con un perfil diferente. Participar permite elegir el perfil de quienes estarán finalmente en el cuarto oscuro. Además, está el hecho de que en estas elecciones votan los jóvenes, y es nuestra responsabilidad alentar la participación ya desde ahí”, expresó.
La participación también llega a partir del diálogo con la ciudadanía. “Tenemos los encuentros, que sirven para que la gente nos exprese sus inquietudes. Nos dicen ‘al pasado no quiero volver, pero ¿qué pasa con tal cosa?’, y nosotros tenemos la oportunidad de contarles lo que pensamos hacer, pero siempre con lo que ya hicimos como base. En el caso de Ingrid, ella fue dos veces intendenta de Riachuelo, es gerenta regional de vialidad. Tenemos cosas para mostrar, más allá de lo que planeamos hacer”, dijo.

“Lo esencial es ponerse en los zapatos del otro, y hay crisis. Pero a diferencia de muchas otras que yo viví, esta es una crisis que deja caminos, cloacas, transporte, cosas que son la base del desarrollo, el país insertado, en contacto con el mundo. Hay una serie de cosas que nos permiten decir que la salida de la crisis es por el camino que venimos transitando”, dijo Campagnoli.

“Está claro que no queremos volver a vivir como una provincia postergada, como nos pasó durante todos estos años. Sabemos lo que es el abandono, y sabemos que eso cambió. Tenemos caminos para que las diferentes localidades saquen su producción, está el puerto de Itá Ibaté, que permite la exportación con costos mucho más bajos, las regalías de Yacyretá, décadas de no cobrarlas, hoy se cobran y se convierten en financiamiento para energías renovables. El mismo Plan Belgrano nace como una forma de terminar con la postergación que vivimos las provincias del norte, y eso está a la vista”, dijo Gauna.

Ambas expresaron con convicción que las diferencias positivas están a la vista. “La gente no come vidrio: las obras están a la vista. Tampoco te piden que les hables de un sueño utópico: hay hechos, que se ven, y que muestran que vamos por el camino correcto”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.