Los presos de una cárcel de Ecuador se las ingeniaron para tapar el sistema de alcantarillado, llenar de agua un patio amurallado e improvisar una gran piscina. Al parecer, el hecho ocurrió el 23 y 24 de febrero, durante el feriado de Carnaval, en el Centro de Rehabilitación Social (CRS) de Turi, informan medios locales.

Varios videos que circulan en redes sociales muestran a los reclusos nadando en la improvisada alberca. Incluso, unos pocos saltan desde los arcos de fútbol, los aros de básquet y otras superficies más altas que el nivel del agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.