Tres de los pacientes son ciudadanos chinos provenientes de Wuhan, ciudad donde se originó el virus.

La ministra de Salud de Perú, Elizabeth Hinostroza, informó la existencia de cuatro posibles casos de coronavirus en Perú. Tres de ellos corresponden a ciudadanos chinos provenientes de Wuhan, la ciudad donde se originó el virus y donde se han producido la mayoría de las 82 muertes.

La ministra informó durante una actividad pública que los pacientes sospechosos de haber sido contagiado por el coronavirus están bajo supervisión médica en el Hospital Casimiro Ulloa, ubicado en el distrito limeño de Miraflores. “Presentan infección respiratoria leve. Tenemos que destacar que no tienen un cuadro clínico de infección grave como es lo que se presenta en los casos de coronavirus”, explicó.

En Sudamérica hay otro posible caso en Ecuador -también de un ciudadano chino- mientras que Brasil ya ha descartado seis casos, el último de ellos este mismo lunes. Fuera de China se han registrado ocho casos positivos en Tailandia (de los que cinco ya fueron dados de alta), cinco en Estados Unidos y Australia y cuatro en cada uno de los siguientes países: Singapur, Malasia, Taiwán, Francia y Japón (uno curado). Tres en Corea del Sur, dos en Vietnam, dos en Canadá y uno en Nepal.

Además de los muertos, China ha confirmado al menos 2.744 infectados en su territorio y el primer fallecimiento en Beijing. Autoridades de la capital prohibieron también los viajes de buses de larga distancia desde y hacia la capital y decidió prolongar tres días las vacaciones del Año Nuevo chino, que debían terminar el 30 de enero, para “limitar el movimiento de la población” en estos días feriados, en los que millones de chinos viajan para reunirse con sus familias.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), por su parte, elevó el riesgo del virus a nivel mundial. Ahora está calificado como “alto”. Investigadores de Hong Kong, en tanto, estimaron que la cifra de casos positivos podría superar los 59.000 y la de muertes 1.500. Además, indicaron que el número de contagios podría duplicarse cada seis días, por lo que consideraron que los gobiernos deben tomar medidas “draconianas” para limitar los desplazamientos de la población y detener la propagación de la epidemia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.