Luego de una investigación efectuada por el Ministerio de Salud se procedió a denunciar penalmente a la empresa Fresenius Medical Care Argentina SA ante la justicia provincial y federal simultáneamente.

De acuerdo a los relevamientos realizados desde el día 4 de abril se constató el incumplimiento del protocolo establecido por la autoridad sanitaria así como de las recomendaciones para el manejo de los pacientes con Enfermedad Renal Crónica o Insuficiencia Renal Aguda publicada y difundida por el Ministerio de Salud de la Nación.

Atento a ello y ante el conocimiento de pacientes con COVID-19 positivo se dispuso la toma de muestras a la totalidad de pacientes atendidos por la entidad así como del personal a fin de detectar posibles nuevos casos que, dada su enfermedad preexistente, elevará el riesgo de vida.

Asimismo, y teniendo en cuenta, que la clausura de la empresa implicaría la interrupción de un servicio vital de diálisis (imposible de ser prestado por otro efector) se dispuso la inmediata internación hospitalaria de los casos positivos de modo preventivo. Para los casos negativos se adecuó la prestación del servicio en el lugar guardando la aplicación estricta del protocolo.

No obstante, la aparente negligencia en la prestación del servicio fue judicializada por el Gobierno a partir de la premisa de defender la salud pública de toda la comunidad y el respeto irrestricto a los protocolos sanitarios ante esta pandemia.

Controles del cumplimiento del protocolo

En este contexto, el Ministerio de Salud informó que desde principios del mes de marzo lleva adelante estas fiscalizaciones en todas las instituciones para controlar equipamiento, infraestructura, recursos humanos e insumos, evaluando que se pueda aplicar el protocolo COVID-19. Según consta en acta de la Dirección de Fiscalización Sanitaria, el 12 de marzo se realizaron los operativos de control en los sanatorios Palacios, Femechaco, Güemes y Antártida; el 16 del mismo mes en el Cordis Instituto del Corazón, Galeno SRL y Frangioli.

En el marco de estas acciones, la ministra de Salud Paola Benítez, creó mediante la resolución Nº 633, un equipo centinela para el control de la aplicación de los protocolos de manejo de casos, integrado por profesionales y especialistas en infectología, encargados de fiscalizar y evaluar la calidad de los servicios ofrecidos por los efectores de salud.

 

Fuente: Chaco Día por Día

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.